Victoria de la Torre Victoria de la Torre

Artemisa

null

¿Y si pudiera tocar la viola a cualquier hora del día... o de la noche?
¿Y si pudiera grabar ese sonido? ¿O amplificarlo?
¿Y si se pudiera adaptar mi viola a mi talla?
¿Podría ser más moderna? ¿Se podría simplificar?
¿Podría ser más económica?

ARTEMISA es una viola eléctrica silenciosa de bajo coste concebida para jóvenes estudiantes y músicos amateur y producida mediante fabricación digital.

Esta propuesta surge para dar respuesta desde el diseño industrial a algunas de las problemáticas que van ligadas al aprendizaje de estos instrumentos por parte del público más joven: el elevado gasto que deben afrontar las familias cada vez que hay que adquirir un nuevo instrumento según el niño va creciendo, la falta de personalización y de empatía hacia el instrumento, el barroquismo asociado a este tipo de instrumentos tan clásicos y en cierta medida menos atractivos para los más jóvenes o el desagradable ruido que genera quien comienza su andadura en el aprendizaje musical.

Fabricación digital

ARTEMISA consta principalmente de tres piezas principales obtenidas mediante mecanizado por CNC: el mástil (dividido en dos piezas encoladas) y el cuerpo, que es el corazón del instrumento, y que alberga los elementos inmutables de la viola eléctrica: el sistema electrónico, la pastilla (situada bajo el puente) y las clavijas.

Diseño adaptable

El diseño parametrizado de ARTEMISA permite un gran margen de personalización y una mayor precisión a la hora de elegir la talla más adecuada de instrumento (pudiendo de esta forma, adaptar el mismo diseño también para producir violines). Asimismo, este método de fabricación, ideal para series cortas y productos únicos, permite grandes posibilidades de personalización en la geometría, y da pie incluso a poder ser autoproducido y a poder elegir e intercambiar con facilidad los componentes que forman parte del instrumento.

Tocar música en silencio

ARTEMISA cuenta con un sistema electrónico piezoeléctrico activo que permite practicar “en silencio” utilizando auriculares, o bien amplificar el sonido mediante cualquier tipo de altavoz o  amplificador. El sistema electrónico “estandariza” el sonido del instrumento, que deja de depender tanto del material con el que se fabrica, garantizando así la calidad del sonido. Como sucede con las guitarras eléctricas, este tipo de sistemas también da pie a poder experimentar con el sonido, añadirle efectos, jugar con él.

Usabilidad

Las clavijas están situadas en la parte inferior del cuerpo, facilitando así la afinación del instrumento. Además, se han sustituido las clásicas clavijas de madera por unas propias de las guitarras eléctricas, que incorporan un mecanismo que las hace más precisas y usables para los más jóvenes.

Robustez

Por último, el otro aspecto que resulta igualmente llamativo es la ausencia de caja de resonancia, que es sustituida por un cuerpo macizo de DM mucho menos voluminoso y mucho más resistente: una cualidad ideal para los niños, ya que así se reduce la posibilidad de que un mal golpe o una caída accidental dañe irreparablemente el instrumento.

Share Project :

Viola eléctrica silenciosa

ARTEMISA es una viola eléctrica silenciosa concebida para jóvenes estudiantes y músicos amateur y producida mediante fabricación digital.

  • Client:Trabajo de Fin de Grado de Ingeniería en Diseño Industrial y Desarrollo de Producto / Universidad Politécnica de Madrid (UPM)
  • Categories:
  • Share Project :

Más proyectos